Yo cambio mi regalo

Yo cambio mi regalo porque hay algo que el dinero jamás comprará y es el tiempo y los momentos vividos con todos nuestros seres queridos.

¡Feliz navidad a tod@s!

Recuerdo la navidad con nostalgia pasada y alegría por lo que era cuando era niña.

Noche buena y toda la familia maternal unida con una reina por abuela presidiendo la mesa.

Siempre me ponía nerviosa ese día por estar con todos mis primos, mis tíos, jugar en la mesa al bingo o quizá al scattergories.

Todos sabíamos de este último juego, que ganaría mi tata y que el diccionario era un miembro más por si alguno decidía inventarse alguna palabra.

Fuimos creciendo y disfrutábamos de la cena familiar. Después de una noche de fiesta con amigos, fuimos huyendo de esa mesa después de la media noche y de los juegos que nos mantenían la noche en vela y entretenidos. Yo cambio mi regalo.

Con el tiempo la familia fue creciendo en cantidad. Fueron desapareciendo miembros de la reunión para hacer las suyas propias.

Se nos fue la reina, esa que nos hacia cenar algo más temprano de lo normal, aquella que nos daba el aguinaldo pasando muchos de los nietos los 20 y 30 años.

Su sopita el día de navidad para reponer fuerzas que a todos nos hacia resucitar. Yo cambio mi regalo.

Pero su presencia sigue intacta en nuestro recuerdo en cada una de las mesas de nuestra familia en noche buena y navidad.

Ella aunque no en cuerpo presente siempre nos acompaña, gracias a ella todos formamos parte de ese lugar.

Noche vieja y esos nervios porque en la familia paternal llegaba Papa Noel con una semana de retraso porque en nuestro pueblo era más complicado llegar. (Bendita inocencia infantil)
Discusiones con mi prima, ni contigo ni sin ti. Yo cambio mi regalo.

Nervios debajo de la mesa los primos escondidos, esperando que ese año por fin nos dejasen ver al gran Papá Noel.

Mientras sonaba la campana de su trineo. Nunca había suerte, al ir al salón todo estaba repleto de regalos, pero él ya se había marchado.

Con los años eran los nervios por elegir un vestido bonito para salir a bailar, y pelar las uvas a tiempo.

Al crecer todo cambia, las familias toman un rumbo diferente, poco a poco las uniones se distancian.

Porque no cabemos todos en una mesa. Cada uno va creando su mesa familiar o porque aparecen personas malas que rompen esa magia y esa esencia de buenos deseos amor y paz. Yo cambio mi regalo.

Ahora toca vivir navidades improvisadas con los que aun tenemos la fortuna de juntarnos. Siempre con un complemento como disfraz para amenizar y divertir la reunión familiar.

Yo cambio mi regalo y elijo pasar tiempo con mis seres queridos a regalarles algo material.

Todo aquello que vivas con pasión, que no desaparezca nunca de tus recuerdos. Siempre te causaran felicidad cuando aparezcan por tu mente.

Nostalgia cuando veas que todo ha cambiado y que debes hacer porque sea especial igualmente.

Para mi lo importante nunca fue el árbol, el belén, la ropa qué ponerme o los regalos. Si no tener una familia unida con quién celebrar esa cita especial,.

Lo importante era disfrutar del verdadero sabor de la navidad así que; Yo cambio mi regalo.

-Sara J Pajares-

# Locapormitutú;) 🙂

118 comentarios en «Yo cambio mi regalo»

  1. Estoy al 100% con tu crónica porque creo que eso mismo es lo que acaba pasando en todas las familias. Hace dos años fue la última que pasamos todos juntos, con mi madre, que falleció el día 25 justo después de comer. El año pasado estuvimos el resto y este mi hermana falta porque su suegro está también muy enfermo y mi hermano se va con su familia política porque ya le toca y es normal. Cenaremos mi otro hermano, mipadre, mi marido, mi hijo y yo y comeremos sin mi hermano porque se va con su novia, algo normal. Por c o por b cuando la que une se va (físicamente), la manada se dispersa.. y es triste, la verdad. Por muchas cosas la Navidad ya no es lo mismo pero por otro lado no puedo evitar disfrutar al máximo de los que me quedan. Un besazo y que lo disfrutes, muaks

  2. por desgracia toda esa magia que mencionas que viviamos de pequeños para mi ha desaparecido totalmente. La nostalgia y la tristeza me invaden aunque algunos días tenga buenos. Justo los que son normales.Muchas veces he deseado quedarme dormida un 21, antes de la loteria y despertar el 8. Lo que peor llevo es el cambio de año. Los nervios, los recuerdos, sentir añoranza por quien ya nos dejo hace tiempo pero sigue muy vivo en mi…Menos mal que mi perrita me ha ayudado mucho. ahora tengo q cuidar que vea esa noche como una noche mas y nos vamos al cuarto a ver la tele y se queda tranquila y no sufre con la pirotecnia. Y yo no lloro desconsoladamente.
    No sé si algun dia esto cambiara, pero me gustaria sentir una vez mas, solo una, lo que sentia de niña. Con ello me conformo.
    Besos y felices fiestas

  3. Me ha dejado impresionada y de hecho me ha hecho pensar mucho. Yo tengo dos hijos pequeños de tres años. Mi situacion economica no es la mejor y llevaba unos dias muy triste porque no puedo comprarles un gran regalo. Hoy, gracias a ti, me doy cuenta de que el mejor regalo es pasar tiempo juntos, jugar con ellos y disfrutar. Dar paseos, pintar juntos y olvidarme de meterme en mis temas y dedicarles mi tiempo a ellos dos. Gracias, me has abierto los ojos. Feliz Navidad

    1. Maricarmen a mis 30 años te puedo asegurar que no recuerdo ni un regalo que me hicieron mis padres de pequeña, te aseguro que recuerdo los detalles de los momentos vividos con mi familia, entiendo que debe ser triste no poder comprar grandes regalos, pero tus hijos al crecer se acordarán de las anécdotas a tu lado.

  4. Hola! te entiendo muy bien, mis navidades comenzaron y fueron durante muchos años en casa de mi abuela materna. Nos juntábamos todos los tios, hermanos, primos que no cabíamos en la casa y muchas veces había que comer por turnos o casi de pie pero no nos importaba a ninguno. Con los años eso ha cambiado y ahora cada uno pasamos esa noche en un sitio diferente. Hemos crecido, nos hemos ido fuera, nos hemos casado y ya no es lo que era aunque las casas estén llenas de gente y haya buenos deseos siempre echaré de menos esa época. Besos!!

  5. Que bonitos recuerdos… a mí también se me fue «mi reina» pero siento que siempre estará con nosotros. Yo también recuerdo esos años de jugar con mis primos y luego ya unos años más tarde el irte de fiesta justo después de las uvas jajaa ahora ya estoy más mayor y valoro otras cosas pero sin duda siguen siendo muy buenos recuerdos

  6. Por desgracia las cosas cambian cada año, las personas se marchan a otro lado, otras marchan a una nueva vida, y solo nosotros los qquequedamos sentimos la ausencia de los que ya no estan, la inocencia de niño desaparece y solo tienes que disimular por los pequeños de la casa, y al sentarse en la mesa y ver los puestos vacíos duele mucho, y te entiendo perfectamente me está sucediendo, pero fuerzas y seguir con la tradición mientras aún te queden familiares con quienes compartir, eso es lo importante, saludos

  7. A mi me encanta la cena de noche buena y crei que dejaria de gustarme cuando murió mi madre, pero en vez de sentirme triste por me alegro por los demas que aun estan. Ya no es como era niña eso esta claro, pero estan las peques de la casa que te alegran un poquito y cjando lleguen los mios algun dia, sera mucho mejor, ahi es cuando recuperas la ilusión otra vez. Me gusto mucho el post. Un beso

  8. La verdad es que has reflejado muy bien con tu post lo que pasa en la mayoría de familias. Todo cambia años con año, cada vez más sillas vacías y un vacío profundo en nuestros corazones. Pero es ley de vida y aunque sea duro tenemos que seguir adelante y aceptarlo y como siempre nos transmites no perder nunca la sonrisa y aunque no sean con aquella misma alegría e ilusión que teníamos de niñas, debemos seguir celebrando la navidad en familia y con nuestros seres más queridos. ¡Gracias por tan preciosa reflexión y por el video! Qué pases una navidad maravillosa. Un saludo.

  9. Ainss me he emocionado leyéndote…
    En mi caso, también ha habido de eso. De repente te haces mayor y ya no es lo que era antes. Pero lo que más se valora es el hecho de poder reunirse todavía (aunque menos miembros en mesa) con la familia.
    Te deseo unas felices fiestas! 🙂

  10. Que gran verdad!!
    Las cosas van cambiando, van faltando personas,y sientes un vacio…
    Los niños crecen y ya no es la misma ilusión que años atras.Pero lo bueno que me quedo yo es que a dia de hoy el dia de Navidad nos juntamos toda la família,hacemos amigo invisibles entre nosotros e intentamos tener ilusión.
    Muchas gracias por este post una muy buena reflexión.
    ¡FELIZ NAVIDAD!

  11. Para mi estas fiestas son agridulces y llenas de nostalgia porque como tu bien dices vamos creciendo y las cosas no son iguales y nos faltan familiares. Viendo el video nos damos cuenta de que el mejor regalo es pasar todo el tiempo que podamos y disfrutar de los seres queridos. Feliz Navidad.

  12. Q gran verdad,a mi tambien lo que mas me importa es que se junte la familia porque aunque vaya creciendo a veces da la sensacion de que nos vamos alejando y son momentos de unirse y dejar las tonterias a un lado,cuando haya ausencias lo notamos mas

  13. Que buen video! Su mensaje es claro y preciso. En estas fiestas todos piensan en lo que uno quiere, pero pocas veces pensamos en lo que quieren o necesitan los demas. Ojalá todos pudieran pasar por esa experiencia !

  14. Hola!! Pues yo mis recuerdos de niña creo que no son tan alegres, vagabamos mia padres hermano y yo para pasarla con otro famikiar pero jamas eramos bien bienvenidos asi que era triste. Asi que optamos por estar y pasarla solos y fue mejor. Jeje, ahora con mis bebe y eobrina, cuñada y esposo es mejor 🙂 saludos

  15. Hay que aprovechar el tiempo que tenemos con los nuestros, ese va a ser mi propósito para el 2017, dejar mas de lado el trabajo y pasar más tiempo con mi familia, mis amigos, conocer gente nueva….dedicarme más tiempo!
    Feliz año nuevo!!

  16. Es cierto, como cambia la Navidad con el paso del tiempo, algunas personas llegan a la familia para dividirla, otros le ponen mas énfasis en los regalos y no en el hecho de disfrutar la compañía de las personas, yo la Navidad, ahora que soy adulta, madre de dos niños me la tomo con mas calma, creo que soy de la que prefiere no hacer tanto alboroto, lo mas importante es estar unidos.

  17. Hola guapa!!! felices fiestas y yo ahora que soy adulta y no tenemos niños por ahora cerca de casa, la verdad que es diferente sigues verdad que me gustaría tener algo para ver como disfruta o nose volver a esa ilusión, pero en familia se pasa bien, sin lujos, sin algo mas, solo los que tenemos que estar!!

  18. Hola guapa!
    Me ha encantado el video, felices fiestas, el mejor regalo es estar con el ser querido, disfrutar de esos momentos en familia, me encanta cuando mis padres abren el regalo mientras dicen que no tenía que molestarme son ya mayorcitos y me encanta la carita de mi padre. Son momentos muy bonitos, en mi casa regalamos detalles pequeños.
    Un beso!

  19. Me ha encantado…

    La verdad es que para mí está época es muy mágica y la disfruto muchísimo… Y me gsuta tener en cuenta la gente que está cerca que no puede vivirlas de igual manera y hacer que también sea mágica para ellos…

  20. Casi se me saltaban las lágrimas leyendote porque eso e lo que añoro y creo que todos los que somos adultos, esas navidades llenas de la familia unida de verdad, de cariño e ilusión, a mi también me falta mi abuela y desde entonces nada es igual, feliz año Sara

  21. Y a mí que se me ha saltado la lagrimita al ver el vídeo del experimento… Cuando eres una niña pequeña lo que más sueles valorar son los regalos, no le das demasiada importancia al resto de las cosas. Y según vas haciéndote mayor te das cuenta de que como bien dices lo que realmente nos llena es ver a tu familia unida, celebrar con ellos estas fechas y darte cuenta sobre todo de la ausencia de los que ya no están.

    Un beso enorme y gracias por recordarnos el verdadero espíritu de estas fechas.

  22. Hola
    Que bonitas palabras y que montón de recuerdos de mi infancia.
    La familia sin duda es nuestro pilar y lo más importante, pero no solo porque es Navidad, sino siempre.
    Muchas gracias por tu mensaje, por hacernos ver más allá de los regalos y los adornos.

    Un abrazo

  23. ¡Hola!
    Puf… no veas si me ha revuelto sentimientos el vídeo.
    Hace dos años y unos meses que perdí a mi abuela, y por estas fechas desde que no está, siempre pienso en las últimas navidades que vivimos con ella. Lógicamente no sabíamos que eran las últimas, que no habrían más brindis ni celebraciones a lo grande (es que su cumple era el 22 de diciembre y claro, las navidades era como la prolongación a su cumpleaños), pero de haberlo sabido, aunque creo que lo vivimos a tope como siempre, creo que hubiese aprovechado más el tiempo con ella.
    Así que tus palabras… me han llegado, muchísimo.
    Tenemos simplemente que vivir el hoy…porque este hoy, quizás nos falte mañana.
    Besos cielo

  24. Qué bonito es el vídeo, no me extraña que lo hayas compartido. Desde hace algunos años digo que quiero pasar estas fechas fuera pero a la hora de la verdad no me atrevo porque no sé si el año siguiente faltará alguien en la mesa y me arrepentiré de no haber estado. Que es una chorrada, porque el año tiene 364 días más pero…Bss.