the header image
Loca por mi tutúNo puedo dejar de estar loca por mi tutú ya que con el he vivido las aventuras, desventuras y torpezas de mi vida.
Dedicatoria a una madre

Dedicatoria a una madre

64

Dedicatoria a una madre ; Sabemos que el día de la madre debería ser todos los días del año, pero hicieron reconocimiento a uno en especial.

Mamá a ti que tanto te he hecho pasar…

Tantas noches sin dormir desde que nací, hasta hace unas semanas incluso, que me olvidé de avisarte de cuáles eran mis planes…

Tantos nervios y preocupación porque siempre he sido un tanto “Inquieta”

Tanta desesperación, tantas trastadas que he hecho, desde bien pequeña…

Quizá nunca he sido el mejor ejemplo a seguir, o una hija ejemplar aunque nunca me he considerado una oveja negra, a pesar de que el negro sienta fenomenal. Porque tengo la fortuna de haber tenido siempre tu mano ya sea con zapatillas voladoras o brindando los mejores consejos para hacerme recapacitar.

Puede ser que el mayor temor de una madre es que sus hijos no sean felices, pero a pesar de mis altibajos siempre he tenido motivos para ser feliz.

Tú has secado mis lágrimas, y a día de hoy  las sigues secando.

Dedicatoria a una madre.

Eres mi mayor apoyo, eres esa persona que siempre me hace pensar con tranquilidad. Que me sigue regañando cuando no actúo con serenidad.

Porque eres mi madre y tú en mi vida tienes derecho a todo. A mi me inspiras para escribir la dedicatoria a una madre..

No te puedo prometer que siempre tendré una sonrisa al despertar. Lo que si te prometo es que si caigo siempre me volveré a levantar, que tú me enseñaste que la vida es algo mágico, que estamos aquí simplemente para disfrutar el resto es algo inventado para distraernos de lo verdaderamente importante, valorar los pequeños detalles, los momentos de carcajadas improvisados.

Madre contigo aprendí que la mujer no es un objeto, y que el machismo es una falta de respeto.
Contigo aprendí que la mujer también tiene derecho a brindar, a salir a bailar sin tener miedo del qué pensaran.

Dedicatoria a una madre.

Tú no me educaste para ser una futura esposa si no para ser una mujer “dalea”. Que las hechas y derechas quizá no piensan en vivir cada segundo y disfrutar. Es para ti la dedicatoria a una madre.

Me educaste para tener el carácter suficiente y que nunca me pudiesen pisotear.

No me enseñaste a guisar, ni a coser, me enseñaste a ser una niña feliz, me enseñaste que aunque mi nombre signifique princesa, no necesito estar en un castillo esperando a que me rescaten, porque me diste la fuerza suficiente para jamás depender de los demás. Ser independiente para crear una casita de muñeca y que vivir sola no suponga un trauma sino una fortaleza. Un excelente aprendizaje.

Mamá me enseñaste que la palabra locura no es un desprecio sino una forma de vivir con ilusión.

Que esa ilusión no es cosa de la niñez sino que puede acompañarte el resto de la vida. Porque vivir sin ganas, no es vivir.

Me enseñaste que yo podía ser todo aquello que quisiera sin impedimentos, porque la sumisión jamás será una opción.  Dedicatoria a una madre.

A ti te debo mi lado pasional y soñador a ti te debo la vida madre mía.

Gracias madre por todos los valores que me aportaste y me sigues aportando en la vida.

Dedicatoria a una madre.

Te he dicho tantas cosas en esta vida, que lo que más te puedo decir, es que me siento felizmente orgullosa de ser parte de ti. Me haces sentir felizmente orgullosa de ser tu hija.

Todo lo que tengo en esta vida lo he conseguido gracias a ti.

Me enseñaste que jamás debo rendirme por aquello que quiero conseguir.

Me enseñaste que la vida con humor es más divertida. Que la palabra complejo o vergüenza no existe en nuestros días.

Tuviste tanta paciencia conmigo, que me faltan momentos para agradecerte todo lo que has hecho conmigo y para mi.

Te adoro madre mía, feliz seas cada uno de los días de tu existencia. Dedicatoria a una madre.

Muchas madres enseñan a sus hijas a ser una excelente mujer hecha y derecha como tú estás un poco ¨daleᨠa mi me enseñaste a ser lo que yo quisiera, sin que me afecte quién pueda juzgarme. Y elegí ser una princesa guerrera y rebelde sin remedio.

Madre a ti te debo la vida. Pero no solo eso, si no que además te debo esta risa escandalosa de Loreto Valverde que se contagia sin querer.

Te debo estos benditos paletos que hacen que nuestras sonrisas imperfectas sean preciosas.

Madre a ti te debo estos malditos juanetes que son perfectos para no usar taconazos demasiado tiempo y poder bailar toda la noche.

Te debo la altura para que no se note que no llevo esos tacones.

A ti te debo mi mala leche y carácter para no dejar que nadie me pisoteé cuando se comporta injustamente.

Te debo las ganas de vivir y disfrutar de cada segundo de mi existencia. Te mereces la dedicatoria a una madre.

Mamá gracias a ti no tengo sentido del ridículo alguno porque desde bien pequeña he visto que hacer reír también es una forma de hacer el bien y a no avergonzarnos de aquello que nos apetece hacer.

Madre a ti te debo mis ganas de bailar toda la noche hasta volver a casa descalza.

Te debo el ingenio con el cual siempre somos capaces de sorprender a quienes queremos, la gran imaginación que tenemos para hacer detalles inolvidables.

Te debo el nerviosismo. La inquietud que nos hace vivir con pasión e ilusión y comernos el mundo a bocados.

Si mamá, también me enseñaste esas típicas cosas de limpieza del hogar, orden, cocina etc (Aunque sigo sin planchar bien) Pero eso no nos hará destacar jamás y ser las personas especiales que somos.

Gracias por darme la vida y cada una de estas cualidades, gracias por ser mi madre.

Feliz cada día de tu existencia madre mía, por todo el apoyo que me has dado siempre.

Dedicatoria a una madre.

Por no haberme dejado caer, cuando el mundo parecía que se desvanecía ante mis pies.

Por esa fuerza para haberme sacado una sonrisa cuando mis llantos eran más fuertes que mis deseos.

Siempre voy a necesitar de ti mamá. En ti sigo encontrando el consuelo cómo cuando era niña y no te dejaba dormir.

Gracias por estar siempre a mi lado incluso cuando quizá no lo merecía, gracias por contagiarme tu alegría cuando no tenía ganas de sonreír.

Te lo he dicho millones de veces pero quizá no tantas como lo mereces, si pudiese elegir siempre te escogería a ti, gracias por ser mi madre.

Deseo que pases el mejor día de tu vida porque el día de la madre, no es un día de rutina. Siempre será un motivo de felicidad.

Gracias Charo por ser mi madre.

Dedicatoria a una madre.

-Sa Ji Pa-

#Locapormitutú

Cada post publicado, son mis emociones y mis ganas de cambiar el mundo. De mandar mensajes de ánimo a quienes no tienen un buen día, de crear esperanza y hacer que todo el mundo que forme parte de Loca por mi tutú, sienta esa ilusión y emoción por vivir cada día.

Comments ( 9 )

  1. ReplyBuyviagra
    graciaspor su trabajo !
    • ReplyLoca por mi tutú
      :D
  2. ReplyCustomwriting
    Thanks so much for the post.Really thank you! Great.
    • ReplyLoca por mi tutú
      Thanks! :D
  3. ReplyVanesa Giménez
    Preciosas palabras, seguro que tu madre está super orgullosa de ti y si ha leído esto se ha emocionado mucho al hacerlo.. debemos disfrutar mucho de ellas siempre y pensar que todo lo que hacen es por nosotros aunque en su momento no sepamos verlo.. yo me he dado cuenta de muchas cosas al ser mamá. Un besazo
    • ReplyLoca por mi tutú
      Muchas gracias Vanesa por tus palabras me alegra que te haya gustado la dedicatoria a una madre. :D
  4. ReplyPaula Alittlepieceofme
    Bueno, Sara, te has superado. Seguro que tu madre ha leido esta pedazo dedicatoria con lágrimas en los ojos. El año que viene a ver qué haces porque has dejado el listón muy alto. Ellas son nuestro referente y nuestro flotador y qué poquito se lo decimos...Por cierto, te pareces mucho a ella,bss!
    • ReplyLoca por mi tutú
      Muchas gracias Paula por tus palabras, ella es musa de mi inspiración por el amor tan grande que me hace sentir.
  5. ReplyRedes Galicia
    Hola! La verdad es que haces ver lo que una buena madre hace por una hija y una buena hija por una madre, a pesar del día a día que siempre hay diferencias. El leer el post hace que se te caiga la lágrima, pero es bueno recordar a todas esas madres y también hijas que tenemos la suerte de tener ese apoyo. Es bueno saber que sabemos lo que tenemos sin necesidad de perderlo. Un abrazo :-)

Me encantaría saber tu opinión... ¿Comentamos?

Share
A %d blogueros les gusta esto: